lunes, noviembre 05, 2007

Collares y terminaciones.

He visto en talabarterías y en algunas ferias de artesanías, ciertos trabajos realizados con trenzas donde las terminaciones están hechas con piezas como las que se ven en las imágenes de abajo. Para algunos artesanos esa terminación le "agrega" al objeto una prolijidad y una practicidad para la colocación o quite de la misma, otorgando facilidad. No obstante, personalmente, soy partidario de comenzar y terminar las piezas con un único material: con cuero. ¿Por qué? Por el hecho de que pienso que un buen artesano remata sus piezas con la prolijidad y buen gusto (haciendo un lindo botón u otro sistema que sienta conveniente) por medio del trenzado y no con otros elementos que son comprados en lugares para hacer collares. También considero que comenzar y terminar con el mismo material es un desafío, demanda creatividad, demanda esfuerzo, que a la hora de presentar la obra marcan una diferencia.
Las dos primeras fotografías y las dos últimas (hechas por L. Ayarragaray) demuestran las diferencias, aunque en el último caso no se alcanza a visualizar con detalle, una y otra no tienen comparación. Esa es mi opinión, aunque cada uno tendrá su parecer al respecto.